domingo, 13 de diciembre de 2009

La importancia de los Consejos y organismos de rama

Muchas veces, cuando se habla de "pertenencia a pequeños grupos...", se pasa por alto que además del rol de la patrulla o equipo en el descubrimiento y aceptación progresiva de responsabilidades también este elemento incluye la participación en los consejos y organismos de rama.
Hoy queremos hacer una mención especial sobre la importancia de los consejos y órganos de rama como parte de este tercer elemento del Método Scout que analizamos.
Para empezar, la participación en los órganos y consejos de rama tiene como objetivo que los jóvenes:
  • aprendan a expresarse y a escuchar a los demás,
  • experimenten la toma de decisiones y a aceptar sus consecuencias,
  • experimenten el logro de consensos y la resolución de conflictos,
  • logren cooperar y compartir,
  • tomen la iniciativa y,
  • asuman la responsabilidad de llevarlo a cabo.
Ya vamos a volver sobre el tema, pero la importancia de los consejos es "abrir la cabeza", escuchar el punto de vista de la otra patrulla, "ponerse en los zapatos del otro" y juntos acordar en función del bien común de la sección.
Cuando trabajamos con los jóvenes en la sección lo más difícil es pasar de la visión "individualista" del propio equipo hacia el considerar "solidariamente" al resto de la sección.
Aunque no creo que hay recetas, puede sernos útil una frase del libro "La educación: encierra un Tesoro", el informe a UNESCO de la Comisión Internacional de Educación para el Siglo XXI presidida por Jacques Delors:
"Cuando las personas trabajan juntos en elaborar proyectos que los sacan de su rutina usual, las diferencias e incluso los conflictos entre los individuos tienden a diluirse y, a veces, hasta desaparecen. Las personas descubren una nueva identidad al trabajar así los proyectos, y se dan cuenta que es posible ir más allá de las rutinas individuales, resaltando más lo que tienen en común que las diferencias que existen entre ellos."
La semana próxima seguimos con este elemento.
Siempre listo, rodrigo
Rodrigo Gonzalez Cao
Publicar un comentario